LA METACOGNICIÓN: MIRADA HACIA UN NUEVO MUNDO

Desde siempre, el ser humano ha estado regido por el complejo mundo del proceso cognitivo, fundamentado en la capacidad de relacionar, identificar y procesar ideas dentro de su estilo de aprendizaje. Gracias a este desarrollo el individuo logra comprender y actuar en su vida cotidiana; o sea ante el mundo, a través de su experiencia y de los diferentes contextos en los cuales se encuentra inmerso y se desarrolla constantemente. Así pues, el siguiente escrito tiene como propósito y finalidad mostrar la meta cognición y sus aportes al proceso de enseñanza – aprendizaje.

Ahora bien, la metacognición es la conciencia y el control de los procesos cognitivos en el individuo, en ella se identifican tres rangos que nos remiten al conocimiento sobre las personas, las tareas y las estrategias, de tal forma que ayuda a que se desplieguen mejores procesos con mejor comprensión, facilitando así diferentes actividades cognoscitivas mediante un conjunto de mecanismos interiorizados donde el acto de razonar, aprender y pensar están ejecutados mediante un hábito mental que planea y está consciente de su propio conocimiento.

Del mismo modo, la metacognición es importante en la educación por que permite enseñar y desarrollar en el educando actividades de control, monitoreo, revisión y planeación de cualquier tarea o tema; permitiéndole identificar ideas principales, comprendiendo textos y problemas; para lograr así, un aprendizaje significativo, ya que el estudiante es capaz de construir su propio conocimiento.

Se debe tener en cuenta, que el aprendizaje metacognitivo puede ser desarrollado mediante experiencias adecuadas, sin embargo, algunos métodos pueden alentar o desalentar el proceso de los estudiantes, en su efecto, es necesario formar estudiantes metacognitivos y contar con maestros que también lo sean, en pos del cumplimiento de una meta, resaltando potencialidades, limitaciones, planificando, controlando y evaluando el desarrollo del aprendizaje. Por eso, se hace necesario que las estrategias y los métodos de aprendizaje estén directamente relacionados y que uno sea el apoyo del otro, ya que es evidente el papel fundamental que juega la metacognición en la educación, gracias a su carácter autodidáctico y de autocontrol en la actividad cognitiva de todos los participantes. Reafirmemos lo anteriormente dicho en la siguiente cita textual:

Las habilidades metacognitivas toman el control consciente del aprendizaje, planifica y selecciona estrategias vigilando siempre el progreso en los procesos y buscando de manera eficiente corregir errores, ello implica un adecuado análisis de la eficacia y hacer los ajustes necesarios cuando corresponda”. (Ridley D.S, Shutz y Weinstein, 1992). De lo anterior, podemos afirmar que los estudiantes que han desarrollado estas habilidades están dispuestos a ir comprobando en su proceso si han cometido errores, a reflexionar sobre las posibles faltas que han hecho a lo largo de su vida escolar. Tener presente que el estudio académico es una tarea sumamente compleja que pone en juego la entera actividad cognitiva del individuo y los diferentes mecanismos de aprendizaje y la aprehensión que éste haga de todos sus contextos cognoscitivos.

Aprender a aprender es una de las bases para los procesos de enseñanza radicando todo en el autoconocimiento del proceso de aprender, sin duda a lo largo y ancho de este escrito se ha reafirmado que la aplicación de técnicas metacognitivas es una ventaja crucial para la actividad escolar sin perder de vista cómo funciona cada individuo, manteniendo hábitos de estudio y una alta motivación sobre aprender, llevándolos a un aprendizaje autónomo e independiente.

En definitiva, la metacognicion permite una serie de estructuración en el individuo, dándole importancia en la escuela y en la sociedad. Tener en cuenta, que cada ser humano posee actitudes analíticas, estéticas y cognitivas que construye desde sus actividades cotidianas, involucrando su experiencia y la elaboración de nuevos conocimientos; es pues, el proceso metacognitivo un dialogo interno, es conectar y autorregular procesos de enseñanza – aprendizaje que permitan una educación con calidad.

Escritor: Carolina Córdoba Hurtado

Loading...

Deja una respuesta