PSICOLOGÍA FEMENINA APLICADA

      Comentarios desactivados en PSICOLOGÍA FEMENINA APLICADA

Júpiter, Io, Ganímedes, Calisto y Europa son las principales lunas del sistema joviano, es decir, de Júpiter. Pero esto nada tiene que ver con el tema del cual voy a hablarles. Se trata de la psicología femenina aplicada a los tiempos modernos. Para ellos me voy a permitir el lujo de relatarles una historia personal, con tintes autobiográficos.

Es una mañana cualquier, del año 2013, Jose Luis está super contento esta tarde, en la cafetería le espera Marisa, una chica de 22 años, joven, morena, con piercing, buenos pechos, un buen cuerpo, y muy simpatica, trabaja en el mercadona, pero está estudiando trabajo social, ah, y es discotequera…
Jose Luis o Chemy, como le llaman sus amigos de San Blas, era también discotequero, pero el trabajo en el taller no le deja tiempo para nada, los viernes llega cansado a casa y los sábados queda con su chica…. Pero esta tarde, Jose Luis tiene un regalo que hacer a su chica, ya tiene dinero para la entrada de la casa, le harán contrato fijo y podrá irse a vivir con ella, por fin, después de tantos años Jose ha sentado la cabeza, se dice así mismo, mientras mira el anilló de 400 euros que la ha comprado en el Rosellin del Centro Comercial La Uva.

*»…el aire de la calle es como la brisa de primavera, aunque estemos en invierno, el color de la piel puede teñirse en colores ocres, y hay momentos en los que uno podría pensar que hoy, algo no va bien en el universo…»*
Jose decide ir a la cafetería, se sienta a esperarla en una mesa, se enciende otro cigarro y piensa… *»…mientras tanto algo duro se viene encima, muy despacio, aplastando la vida misma como con latente furía contra algo que lo oprime, es terrible pensar que no haya ni aire parar espirar, pero la vida es cruel al máximo y deja pocos entresijos que ver…»* Jose llama a su novia por teléfono, y ésta contesta, con mucha dulzura, que ya está arreglada y tardará poco en bajar a la calle, Jose saca el paquete de tabaco y decide esperar… *»… y cada vez más, las vanalidades de la vida van cobrandose, el calor puede llegar a ser insoportable, pero no desagrada ese hormigueo, que haría estremecer al peor de los depredadores; pero éste depredador está sirviéndose inconscientemente de dos personas, que van quedar separadas, irrevocablemente por el destino…»*
Su novia se empieza a retrasar, han pasado 10 minutos y ella no viene, la vuelve a llamar, pero esta vez no contesta, parece ser que ya está bajando por las escaleras.. *»…el calor comienza a volverse asfixiante, la gran humedad de las paredes hacen que el edificio comience a temblar, sensaciones de culpabilidad, pero un gran placer al fin y al cabo, es maravilloso sentir toda la vida de una persona, en la punta de un iceberg…»*
Jose se acerca a casa de Marisa, la llama al móvil, no contesta, llama al telefonillo, así una y otra vez, pero no contesta, ¿Qué la habrá ocurrido?

*»…y ese iceberg se desliza destruyendo la flora que en sus recovecos alberga el cuerpo de Marisa, que se estremece mientras el pene de Rubén, va penetrandola de forma incesante, cada vez más rápido, humedeciendo la zona, sintiendo Marisa que sus pechos, su gineceo y sus labios pertenecen a otro hombre,…ahora no hay tiempo para el corazón, es necesario sentir ese placer dentro y regozigarse consigo misma, es la justicia del hombre, es el devenir del tiempo convertido en placer…»*
Marisa contesta al teléfono, Jose Luis, Chemy, como le llaman sus amigos de San Blas está muy contento, pues Marisa bajara pronto y podrá abrazarla, besarla, sentir el olor de su pelo, envuelto ésta vez en olores de otro hombre…. *»…entonces al colgar el teléfono, el semen se derrama sobre la dulce piel interna de Marisa, sintiendose ella acogedoramente a gusto, acurrucándose un poquito más en los brazos de ese chico que acaba de correrse dentro de ella, es una sensación que le encanta, la engulle y la hace sentir viva, quizás no tenga las llaves de su destino, pero sabe que tenía que hacerlo, cierra los ojos y piensa, en unas horas, volveré a sentir lo mismo, en la polla de otro hombre…»*
Chemy no soy yo, afortunadamente, pero como él hay y han habido y por supuesto habrán, con cada vez más asiduidad y en proporción geométrica, un número cada vez más creciente de pagafantas, pardillos sexuales y calzonazos. Con esto, querido lector, quiero decir tres cosas, la primera, no existe psicología femenina aplicada; vaya por dios qué decepción; segundo, la maldad y la irracionalidad imperan en el mundo egoísta del amor. La igualidad de sexos ha producido una inclinación de la balanza a favor de las féminas. En tercer lugar, no hay nada más que añadir. ¿Porqué siempre tenemos que hablar de ternas? Supongo que es influencia indoeuropea.
Un saludo y Heil Stalin.

Escritor: Sergio F. De Cabo.

Loading...