Televisión Infantil:

      Comentarios desactivados en Televisión Infantil:

 Este articulo expone varios argumentos de lo que es la violencia y el sexo en la televisión infantil, el cómo se muestran en la actualidad y sus consecuencias sobre la infancia, además propone dos alternativas para combatirla una sobre el manejo que deberían tener los creadores de televisión infantil al producir contenidos para niños y la otra generada desde la familia y la escuela construyendo niños como espectadores críticos.

La televisión transmite, y comunica sobre muchas cosas que los niños asimilan con mucha facilidad, esto se da debido al lenguaje en que se dan estos conocimientos que son bastante acordes a la edad del publico objetivo, por eso no debería resultar extraño que muchos niños tengan como referentes programas y personajes de televisión para construir su propia visión de mundo y sociedad, incluso para generar una subjetividad que no sería más que el resultado del reflejo que se genera en el concepto de niño espectador, debemos reconocer y aportar al lugar que ocupan los medios principalmente la televisión en la vida de los niños y a la influencia que estos generan en la manera que ellos perciben la realidad e interactúan con el mundo Desde el articulo Helping Your Kids Make Better Media Choices, publicado por State Point Media(2011) se nos habla de cómo los niños en la actualidad están siendo bombardeados por la televisión con cantidades de mensajes tanto buenos como malos y de cómo el impacto de estos tanto sicológico como mental puede ser extremadamente dañino, según las estadísticas de este articulo los niños pasan mas de 7 horas por día en algún aparato electrónico ( celular, computador, televisor, videojuego etc.) para controlar esto se recomienda un fuerte rigor en cuanto a lo que se les permite ver a los niños excluyendo de esta manera escenas de violencia drogas sexo etc.

En Colombia el respeto por una televisión hecha para niños de ha venido perdiendo ya que cada vez las franjas televisivas dedicadas a los infantes son menores según el informe de la 4ª Cumbre Mundial de los Medios para Niños y Adolescentes. Por ejemplo la franja prevista para los menores y la familia en general en el horario de las tardes en vez de presentar programas aptos para ellos se ve atravesada por novelas de contenido estrictamente para adultos, debido a la necesidad por parte de los canales privados de generar mayor audiencia y tener más seguidores en sus diferente programas. El Acuerdo 017 de abril de 1997 reúne artículos que regulan el uso de la violencia y del sexo para esta franja. Por ejemplo:

• Violencia: “La violencia no será utilizada como tema para el entretenimiento en las franjas infantil o familiar.” (artículo 9)

• Contenido Sexual: “Sólo se presentarán programas de contenido sexual cuando tengan fines didácticos o científicos”. (artículo 16) “No se presentarán comerciales o promocionales o avances de programas que incluyan escenas de sexo.” (artículo 23)(artículo 17) algunos de los efectos que la violencia televisiva puede tener en los espectadores serían:

El aprendizaje de conductas agresivas: A través del aprendizaje observacional, los niños interiorizan las conductas y actitudes agresivas presenciadas en la televisión (efecto de imitación). La Desensibilización ante la violencia: Cuantas más imágenes violentas vea un niño a través de la pantalla, mayor insensibilidad tendrá hacia la violencia, debido fundamentalmente a un proceso de habituación, fruto de la reiterada exposición. También se producirá en ciertos casos un temor a ser ellos mismos víctima de la violencia que visionan. Este temor que se producirá con mayor probabilidad si la víctima televisiva resulta agradable para el espectador y, a la vez, se siente identificado con ella.

Los niños no solamente ven programas en su franja infantil, sino que además de esto ven novelas, películas, series, etc. programas que se consideran no aptos para su edad. Es inevitable que suceda esto porque no se puede cambiar al mundo y los niños verán lo que sus padres quieren que vean, jugando una doble moral en las familias no se deja ver a los niños dibujos que contengan violencia pero si los sientan a ver una película de acción con ellos. En la actualidad es una tarea complicada mantener a los niños lejos de imágenes violentas o sexuales ya que estas se encuentran no solo en la televisión sino en las calles en vallas publicitarias en posters en carteles, es difícil no salir a darle una vuelta a la manzana sin ver algún tipo de violencia en el recorrido, es por esto que el buscar “desaparecer la violencia” de nuestras vidas es una utopía y la televisión bajo los parámetros de la responsabilidad social es una buena oportunidad para buscar disminuirla.

Siendo la responsabilidad social un deber del estado para saciar necesidades de la población basadas en ciertos cánones establecidos se debería enseñar sobre las consecuencias de la violencia en vez de omitirla, se debería explicar las razones del porque esta afecta a la sociedad en vez de ignorarla. Un deber de la responsabilidad social demanda que la televisión debe ser responsable en la promoción de la educación y la cultura, ya que sus productores deben estar al tanto de las necesidades de la comunidad a la cual está prestando sus servicios, se deben realizar programas que fomenten los ideales morales, culturales, sociales y éticos, desde este punto de vista preparar a los niños para relacionarse con su entorno debería ser uno de los objetivos principales.

¿Qué se entiende por violencia en el ámbito de la televisión? “Hablar de actos violentos frente a la pantallas, es el recuento verbal de amenazas, actos y /o consecuencia dañinas, hecho por una persona o personaje que aparece en la pantalla o que es escuchado desde fuera de la pantalla. La violencia incluye también descripciones de las consecuencias del daño físico en contra de un ser o grupo de seres animados que ocurren como resultado de medios violentos….” profesora Laura Álvarez coordinadora proyecto uni escuelas.

Desde el proyecto una misión a favor de la paz realizado por el instituto nuestra señora de la misericordia encontramos los tipos de violencia en la tv entre los cuales existen 3 fundamentales: Violencia narrada: es el recuento verbal de amenazas, actos y/o consecuencias, hecho por una persona o personaje que aparece en pantalla o que es escuchado desde fuera de la pantalla.Violencia visual: es la violencia efectuada de manera gráfica es decir, que aparece en pantalla.

Abuso verbal: es el uso del lenguaje, por parte de una persona o personaje que aparece en pantalla, con la finalidad de agredir o intimidar, pero sin recurrir a la amenaza de fuerza física. Ahora aparte de estos tipos de violencia también se encuentran ciertas variables como son la Amenaza creíble que da a entender de manera verbal o no verbal que se pretende llevar a cabo un acto violento contra un ser o grupo de seres animados con el propósito de intimidarles, esta también el Acto violento ósea llevar a cabo una acción que causa daño físico a un ser o grupo de seres animados y por último la Consecuencia de la violencia: mostrar y/o narrar los daños provocados por un hecho violento.

Es cierto que el mal uso y la inadecuada presentación de estos temas genera en los niños una actitud negativa tanto en su entorno familiar como escolar, por eso no se trata de mostrar la violencia como una herramienta de entretención y mucho menos una para llamar la atención de los pequeños, pero no podemos enseñar al niño a huir o a esconderse de estos problemas con el fin de mantenerlos alejados de los mismos, ya que la violencia hace parte del mundo en que vivimos, y aunque esta no exista en la casa, los niños serán obligados a vivirla en el colegio o en cualquier otro lado, por eso se debe enseñar a afrontarla de manera correcta desde una temprana edad, siendo la televisión un complemento a la educación impartida por los padres e incluso por la escuela.

Desde el trabajo d Análisis de la violencia en televisión y su repercusión en la infancia de Carolina Bringas Molleda se nos da una breve inducción de cómo hacer de la violencia un factor de aprendizaje en la televisión educativa infantil para esto se deben seguir una serie de condiciones como: El perfil del agresor debe corresponder a un varón adulto, con capacidad para tomar decisiones y actuando sólo en la mayor parte de sus acciones violentas, siendo su rol en el programa el de “malo”, Las consecuencias de los actos violentos, en la mayoría de las ocasiones no deben aparecer, o si esto ocurre, deben ser leves, no se pueden obtener medallas, condecoraciones y otros reconocimientos públicos por haber ejercido una acción violenta etc. Todo eso favorecerá el aprendizaje del comportamiento adecuado para el niño, ya que observara de una forma sutil los efectos negativos de esas conductas inapropiadas.

Existen varios problemas en los programas infantiles en cuanto a violencia, primero el personaje malo siempre es embellecido, generalmente es muy fuerte e inteligente además de no pagar por sus actos por lo que los niños tienden a imitarlo a él. Segundo en la mayoría de los “programas infantiles” no hay daños ni lesiones por lo que hay que aclarar que no un programa por ser en dibujos animados es estrictamente infantil, además al no escenificar estos momentos de manera realista los niños creen poder jugar con cuchillos u objetos peligrosos sin lastimarse, tercero no se considera que la violencia sea injustificada o inadecuada así que de esta forma cualquier problema se resuelve con golpes o con maltrato entre los implicados, cuarto la televisión propone a sus televidentes los modelos a imitar, lanzando falsos estereotipos. A través de la televisión, los niños construyen su propia perspectiva del mundo, creando una visión falsa de la realidad. Al darse una situación con violencia y que esta diseñada únicamente para la entretención debería ser tan ficticia y alejada de la realidad que sea imposible para los niños apropiar aquellos actos en una situación de la vida real. Además “la prevención significativa de la violencia requiere mucho más que impartir una comprensión de la naturaleza y las consecuencias de la violencia. Exige que los niños aprendan nuevas conductas y maneras de pensamiento y, a menudo, que cambien conductas ya existentes” LA PREVENCIÓN TEMPRANA DE LA VIOLENCIA Herramientas para los maestros de niños pequeños (Ronald G. Slave, Wendy C. Roedell, Diana Arezzo y Kate Hendrix. 2011).

Ejemplos de actos violentos en niños estimulados por la televisión hay muchos, uno de estos se da en el colegio principalmente, gran parte de los problemas en el ámbito escolar incluyen niños que luchan por la posesión de una cosa o de algún juguete. Situaciones como estas, pueden llegar fácilmente a causar una pelea. “La programación de la televisión comercial y los anuncios publicitarios a menudo acentúan los beneficios de la propiedad individual; relacionan el tener juguetes con el conseguir amigos, obtener placer, y generar autoestima hasta justifican el comportamiento agresivo ante las violaciones de los derechos de propiedad individual”. (Ronald G. Slaby 2010)La televisión tiene una gran influencia y al no poder cambiarla toda deberíamos poder apuntarle a los programas infantiles o por lo menos desarrollar una nueva propuesta que implique una nueva conciencia sobre la violencia tratada en estos y el ejemplo que se esta dando, en este caso seria de una buena televisión infantil el ayudar a los niños a aprender el valor del compartir y las habilidades relacionadas con éste, esto tendría como efecto disminuir la conducta agresiva tanto en la casa como en el colegio y estimular a los niños para que usen soluciones no violentas a los problemas.

“Los niños aprenden, principalmente, de las consecuencias de su conducta. El comportamiento agresivo o cooperativo de los niños se relaciona a menudo con las respuestas particulares que han experimentado en ellos mismos o han observado a otros experimentar.” (Ronald G. Slaby 2010) Es necesario que se utilice la violencia como forma de aprendizaje ya que la televisión debe mostrar lo malo para poder entender lo bueno además, Curiosamente, “los dibujos animados que menos carga violenta tienen son los que menos se ven, y la programación más visionada por los niños resulta ser aquella que contiene un índice de violencia mayor, sean éstos infantiles o no” (citas, Urra, Clemente y Vidal, 2000). Es de un buen programa de televisión infantil el usar como herramienta situaciones de violencia para enseñar lo que es correcto, pueden ayudarles a entender también las maneras en que las soluciones alternativas no violentas pueden ser más útiles y eficaces. Sin embargo “ver demasiada violencia en televisión, hace que el niño cree una visión falsa de la realidad, y piense que así es la sociedad en la que vive, peligrosa y violenta, manifestándose en ciertos casos un temor a ser víctimas ellos mismos de la violencia.” (Carolina Bringas Molleda 2010.) Es necesario saber que mostrar y como para no tener como resultados lo que se quería evitar.

Ahora, la violencia aparece en los programas televisivos de manera frecuente, por eso, los niños se relacionan con ella de forma habitual. La televisión tiende a influir a las personas a la hora de cometer ciertos actos que pueden considerarse antisociales. “La percepción e interpretación de los sucesos que se ven en televisión afectan a la probabilidad de que se produzca un determinado comportamiento posterior en situaciones similares. Este comportamiento, depende, por tanto, de la percepción y conocimiento que se tenga de la situación, así como de las personas implicadas.” (Carolina Bringas Molleda) Es posible evitar ciertos hechos violentos o conductas inadecuadas en los niños si estas se presentan en televisión con sus respectivas consecuencias preparándolos de esta manera para cuando el niño se vea envuelto en una situación similar el sabra que debe y que no debe hacer, o a que se atiene si lo hace, la televisión infantil mas que entretener debería ayudar a la formación de los niños, preparándolos para afrontar situaciones en su diario vivir.

Desde el punto de vista de Bandura (1976) una de las maneras de aprender el comportamiento es observándolo, ya sea desde modelos de la realidad o a través de imágenes, es de saber que en la actualidad una de las principales fuentes de imitación por medio de imágenes son los medios de comunicación, y en este caso la televisión, por lo tanto es difícil contradecir a aquellos que aseguran que estos medios contribuyen a la aparición de conductas desfavorables, tales como la imitación de comportamientos violentos, el aprendizaje de actitudes violentas y la demostración de insensibilidad ante los hechos reales de violencia, así como tampoco que la violencia en los medios sea determinante de la violencia en la realidad.

Según Patricia Castaño en un proyecto que se hizo entre el 2006 y el 2011 llamado “Gran Bretaña: Canal 4, la Tv pedagógica”, junto con el ministerio de educación varias cosas se han identificado en relación con la televisión infantil en Colombia:

No hay una industria representativa de televisión infantil en Colombia, lo que para un país que piensa en la educación es algo esencial para el desarrollo, la producción nacional no alcanza estándares internacionales de calidad que faciliten su exportación es decir la poca televisión que hay enfocada hacia niños tiene contenidos que mas son de entretención que de educación, Además no hay una producción de televisión infantil que muestre nuestra cultura y responda a nuestras necesidades haciendo que los niños se escondan en la ficción en lugar de prepararlos para vivir en sociedad, nuestra televisión no cuenta historias donde los niños colombianos puedan verse reflejados y ya que la veeduría sobre la televisión es escasa en Colombia, el estado no se preocupa por cambiar o transformar dichos contenidos.

Otro camino por el cual se pueden llegar a manejar este tipo de temáticas como el de la violencia o el sexo sin la necesidad de tener que cambiar todos los contenidos televisivos existentes en la actualidad ya que sería una utopía como se dijo antes seria el formar a partir de la familia y la misma escuela televidentes con un pensamiento crítico hacia lo que ven en la televisión y en la forma en que lo hacen.

Formando a los niños como espectadores críticos estos sabrán de una forma más consiente lo que ven y la forma en que lo están haciendo, también podrán ser más selectivos con respecto a los programas que les interesan. El trabajo desde el formar a los niños como espectadores que saben lo que ven es enseñarles a analizar y comprender todos estos tipos de contenidos o factores nocivos de una forma crítica y reflexiva.

En LA EDUCACIÓN EN MEDIOS DE COMUNICACIÓN Noticieros de TV e imaginarios en la frontera colombo-Venezolana, Tesis doctoral presentada por WILSON AGUDELO SEDANO, 2008 nos habla de los objetivos que debería tener un programa de televisión, se nos presenta la Definición Espectador crítico la cual conceptualizan de la siguiente forma:
“Un espectador crítico es aquel que:

Además de analizar lo que ve y escucha de los medios de comunicación masiva; primordialmente de la radio y la televisión lo juzga racionalmente y no solo para el sino que además expresa sus evaluaciones a través de la discusión o la selección de lo que lee, un espectador critico también hace un uso racional del tiempo que dedica a éstos; especialmente a la televisión, gracias a esto comprende que es solo una actividad mas y consigue distinguir entre la ficción que ve en los medios y la realidad. En el trabajo de grado Pensamiento crítico y televisión: una propuesta de educación televisiva escolar para la Red Euroiberoamericana REICUSOC de Alba María Hernández Sánchez se proponen como sesiones para un espectador crítico las siguientes tareas.

_ La costumbre de analizar la programación
_ Una sesión sobre cómo educarse a ver la televisión
_ Cómo actuar cuando estamos en el grupo familiar
_ El control de los modelos sociales.

En el trabajo se habla de las cosas buenas que se producen en esta clase de espectador de hecho afirman que el parar y comentar los detalles: analizando y criticando el análisis crítico de los medios de comunicación tiene la capacidad de desarrollar en la persona un amplio número de beneficios Ambrós y Breu, (2011) como son:

• Sus métodos son interdisciplinares debido a la gama tan amplia de contenidos aprendidos, desarrolla la imaginación, el lenguaje y la capacidad de estructurarse, promueve el conocimiento de los nuevos lenguajes y de las nuevas formas comunicativas, estimula el gusto por la pregunta, por descubrir y por reinterpretar, además de que amplía las capacidades expositivas y de razonamiento.

Según LA PREVENCIÓN TEMPRANA DE LA VIOLENCIA Herramientas para los maestros de niños pequeños (Ronald G. Slaby, Wendy C. Roedell, Diana Arezzo y Kate Hendrix) para desarrollar un pensamiento critico en la familia y en la escuela se pueden adecuar momentos en los que se practique con los niños el pensar en soluciones, anticiparse a las consecuencias y evaluar los efectos dañinos de las soluciones agresivas. La combinación de pensar en soluciones alternativas y sus consecuencias junto con aprender que la violencia es dañina, y con esto se puede ayudar a los niños a evitar la agresión. También se pueden enseñar a los niños habilidades para la resolución de conflictos que se relacionen directamente con reducir la violencia pensando en que al resolver un problema, se deben seleccionar situaciones realistas para la discusión y la práctica. Finalmente se pueden Estimular las habilidades de serenarse y el controlar los propios impulsos. Los niños pueden aprender técnicas para serenarse, relajarse y autocontrolarse, para así enfrentar sus sentimientos fuertes como el enojo y la frustración.

En un artículo de Sánchez y Sandoval Sevilla (2012) llamado Claves para reconocer los niveles de lectura crítica audiovisual en el niño, se dan una serie de pautas y métodos para evaluar que tan critico es un niño frente a los contenidos de la televisión, entendiendo una mirada crítica desde una serie de características entre las cuales están: identifica los personajes del dibujo animado y su característica principal, reconoce el tipo de mensaje que deja el capítulo, Identifica la solución que los personajes dan a sus problemas, diferencia la realidad de la fantasía, entre otros.

El enseñar a ver televisión se puede tomar como una asignatura pendiente a implementar en todos los campos socioeducativos, no como una materia que pretenda enseñar el uso de la televisión si no como un espacio que brinde las herramientas necesarias a cada televidente para poder enfrentarse a los diferentes mensajes que nos da la televisión. La televisión junto a contenidos tan fuertes como la violencia y el sexo se puede convertir en un espacio de debate dentro de la familia como en la escuela donde cada vez que se esté viendo un programa se haga una pausa y se discuta lo que está sucediendo en el programa y el porqué está pasando esto, siempre cuestionando otras posibles perspectivas que pudiese tener dicho programa.

Desde el articulo de Patricia Nigro “tres miradas sobre la televisión: docentes, padres e hijos” se plantea el pensar a la televisión y todo este tipo de contenidos no como un agente o factor que distrae y entorpece el aprendizaje de los niños sino como una herramienta para preparar a los alumnos y poder interpretar el mundo de la cultura. El desarrollar un pensamiento crítico de los niños a partir de la televisión le permite ver a la escuela a este medio de comunicación no como un enemigo sino más bien como un aliado al momento de educar desde una forma pedagógica.

En conclusión al ser la televisión un medio que tiene tanto alcance e influye de manera directa a la población infantil del país, la propuesta concreta de este artículo es que ocurra que ocurra una de dos cosas, o primero que haya un cambio desde el estado ejerciendo las normas de la responsabilidad social de una forma seria en los canales nacionales de televisión de manera que se respeten las franjas infantiles manejando contenidos propios de las mismas (no que no tengan violencia sino que la traten de forma correcta) y que se respeten los horarios de televisión para niños, televisión moderada y televisión para adultos o bien y que sería aun más apropiado y viable que la familia y la escuela se involucren en el proceso de aprender a ver televisión, formando niños como espectadores críticos, ayudándolos mientras se ven los programas a entenderlos, comprenderlos y a discernir entre lo que les conviene lo que no, lo que es real y lo que es ficción, lo que es permitido y lo que no etc. Es deber tanto de la familia como de la escuela enseñar a ver televisión ya que esto generaría en los niños una cultura ciudadana y los formaría en valores apropiados para desenvolverse en los diferentes contextos de sus vidas, además de evitar problemas futuros en las relaciones personales de los mismos.

Bibliografía

AREZZO, D. HENDRIX, K. Slaby, R. La prevención temprana de la violencia Herramientas para los maestros de niños pequeños (Ronald G., Wendy C. Roedell, Diana y 2011

BRINGAS MOLLEDA, C “Análisis de la violencia en televisión y su repercusión en la infancia” proyecto una misión a favor de la paz” instituto nuestra señora de la misericordia
Helping Your Kids Make Better Media Choices, publicado por State Point Media (2011)

Informe Colombia 4ª Cumbre Mundial de los Medios para Niños y Adolescentes Río Janeiro, Brasil 19 al 23 de abril, 2004 Documento elaborado por La Iniciativa de Comunicación con la colaboración de Omar Rincón.
CASTAÑO P “Gran Bretaña: Canal 4, la Tv pedagógica”

AGUDELO SEDANO, W. la educación en medios de comunicación noticieros de tv e imaginarios en la frontera colombo-venezolana, Tesis doctoral presentada por, 2008

Sánchez y Sandoval Sevilla (2012) Claves para reconocer los niveles de lectura crítica audiovisual en el niño

Patricia Nigro “tres miradas sobre la televisión: docentes, padres e hijos”

Violencia en la televisión profesora Laura Álvarez coordinadora proyecto uní-escuelas.

Escritor: Jonnatan Grosso Díaz

Loading...