¿De quién es la culpa del bajo rendimiento escolar?

En Colombia en tema de la educación resulta ser sumamente polémico ya que ha sufrido diferentes cambios legislativos en los que, muchas veces, no se obtienen los resultados esperados. ¿A Quién hemos de echar la culpa por las malas notas de los estudiantes? En un extremo están los padres de familia, quienes depositan su entera confianza en las instituciones educativas; en el otro extremo está la planta docente quienes son los principales promotores de saber; en el siguiente extremo está la sociedad, y es difícil decir qué parte de ella hace que los estudiantes obtengan malas notas, porque restringir el rango social que impacta a los estudiantes es una ardua tarea; y por último, sin querer decir que el orden en el que se nombraron fuese el orden de importancia, están los estudiantes: principales generadores o receptores de conocimiento.

Hay que partir con la afirmación que los padres de familia son los principales gestores de la educación de los niños y niñas, y se puede suponer que si hay una buena educación desde casa los estudiantes al llegar al colegio no tendrán ningún inconveniente con las notas al poder adaptarse de forma natural a los cambios sin crear resistencia y así siempre cumplir con todos los requisitos pedidos. Pero si en la casa no se les han dado buenas bases para poder afrontar las tareas y llegan a un ambiente que no les es familiar entran en conflicto con el medio y los trabajos y tareas resultan ser duras cargas de desarrollar.

Frente a la planta docente ellos son quienes deben adoptar todos los requerimientos que el medio educativo les pide y seguir haciendo lo que cotidianamente hacen a la luz de todo lo que se les pide. ¿Cómo puede un docente en un aula de clase articular entre 20 y 50 niños y niñas y esperar que cada uno responda de una forma asertiva buscando beneficiar a muchos o a la totalidad de la población? ¿Cómo puede una institución controlar que si un estudiante tiene bajo rendimiento académico se deba a verdaderas dificultades académicas y no sea por culpa de las nuevas políticas Estatales que pueden afectar el buen proceso que llevan los profesores y los buenos estudiantes? O ¿cómo se sabe si las bajas notas son a causa del mismo estudiante que no hace por sí mismo?

TE PUEDE INTERESAR:   Competencias educativas en el sistema colombiano

Ahora bien socialmente ¿qué es lo que más tiene influencia negativa sobre los estudiantes? Cabe resaltar, que como ya se había dicho antes, el querer delimitar los factores sociales que afectan a los estudiantes es una ardua tarea por lo que hay que describir a grandes rasgos lo que afecta a los estudiantes. Primero se revisa la influencia del contexto, en segundo lugar la venta de alguna idea en particular y en tercer lugar la pluriculturalidad con la que entra en contacto el estudiante, porque los niños y niñas crecen dentro de determinados contextos y los adoptan como propios según sea la influencia familiar a tal punto que muchas veces aceptan las agresiones que viven a su alrededor como las únicas y verdaderas rechazando cualquier muestra de afecto genuino y así repiten su agresión dentro de los diferentes contextos en los que ellos se encuentran constantemente. Pero existen también otros tantos casos en los que los niños y niñas crecen en contextos sociales normales sin muestras de violencia pero que a pesar del buen ejemplo familiar son influenciados por ideas foráneas llegando hasta el punto de renunciar a la vida que llevaban cambiándola totalmente por una vida distinta, ya sea una vida de violencia o una en la que las normas y leyes resultan ser un enemigo que hay que eliminar. Y el tercer factor de influencia estudiantil es la apertura social que se vive, porque los estudiantes ya tienen acceso a todo tipo de información que le pertenece otra cultura y en su búsqueda de identidad los adoptan como propios sin importar que lo que están consiguiendo es una identidad amorfa.

Ya se ha revisado el papel de la familia dentro de la buena preparación para vida escolar, el papel que juegan las instituciones educativas en miras de beneficiar a todos los estudiantes y una revisión rápida de cómo la sociedad en su pluriculturalidad permite que los estudiantes obtengan ejemplos de muchas culturas alejándolos de sus compromisos escolares; ahora bien hay que mirar al estudiante en sí y sus resultados.

TE PUEDE INTERESAR:   HICE UN PREGRADO, HICE UNA MAESTRIA Y AHORA UN DOCTORADO? COMO HACERLO SI TRABAJO

En un salón de clase se pueden encontrar diferentes tipos de estudiantes, y dentro de ellos dos grandes grupos que serán llamados los juiciosos y los no juiciosos, sin olvidar que en cada uno de estos grupos hay una variada subdivisión. Los estudiantes juiciosos siempre buscan sacar sus mejores notas y entregar con pulcritud todos los trabajos, los estudiantes no juiciosos presentan los trabajos pero no con las mismas características de los estudiantes buenos, por lo que se genera un conflicto entre los estudiantes juiciosos y los no juiciosos porque no se encuentran en un mismo nivel. ¿Qué hace que un estudiante no juicioso, o para éste caso no dedicado, no entregue con pulcritud sus trabajos? ¿Es la familia la que lo ha educado así? ¿Son las instituciones educativas que no están totalmente preparadas para los distintos tipos de estudiantes por lo que los dejan perder sin darles oportunidades? ¿Es la influencia de la sociedad que hace que los estudiantes olviden la buena educación dada en casa? O ¿Son los mismos estudiantes que en el camino escolar deciden no hacer nada por ellos mismos y obtener bajas calificaciones?
La educación es un tema muy amplio por lo que las familias siempre deben dar el mejor ejemplo, las instituciones mejorar la forma de calificar los resultados de los estudiantes, tener mayor control social por la fuerte influencia que puede tener y sobre todo los estudiantes deben apropiarse de lo que están haciendo para poder obtener para sí la mejor educación

Escritor: Anderson Lozada

 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies y POLITICAS DE PRIVACIDAD. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar