OPORTUNIDAD LABORAL DEL NACIONAL EN EL CONTEXTO DE CRISIS ECONÓMICA EN ESPAÑA.

España continúa liderando el incremento de la tasa de desempleo, con un 20%, junto con Letonia, dentro de las economías de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Al cierre de 2009 uno de cada cinco españoles estaba desempleado. Datos recientes indican que más de 4,6 millones de personas se encuentran sin trabajo. En general se estima que alrededor del 10% de la población (unos 4 millones de personas) busca un empleo en la actualidad. Esta cifra incluye a jóvenes que buscan su primer trabajo, a empleados que desean cambiar de ocupación, a trabajadores que tratan de reinsertarse al mercado laboral tras un período de retiro y a desempleados de larga duración (Reuters, 2010).

 

El desempleo tiene un impacto muy importante en el incremento de la economía sumergida. Se calcula que entre el 15% y el 20% de los ocupados en el sector informal no declaran su actividad. Diversos organismos internacionales, así como el Banco de España han calculado que el peso de la economía sumergida en España equivale al 20% del Producto Interior Bruto (PIB), en torno a 200.000 millones de euros.

 

La Figura…muestra las tasas de desempleo (como porcentaje de la población activa) total, de los nacionales españoles y de los extranjeros no pertenecientes a la Unión Europea durante el período de 2007-II trimestre de 2009. Se aprecia un incremento en las respectivas tasas de desempleo, con una mayor aceleración a partir del II trimestre de 2008 y hasta el I trimestre de 2009. Aunque los análisis realizados en el acápite anterior revelan un fuerte impacto de la crisis sobre las posibilidades de empleo de los inmigrantes, en el gráfico se observa que las oportunidades laborales del nacional también han decrecido notablemente en el contexto de la crisis. Es de destacar el período comprendido entre el III trimestre de 2008 y el I trimestre de 2009 donde se incrementó en alrededor de un 5 % la tasa de desempleo de los nacionales españoles, que llegó a alcanzar un valor ligeramente superior al 15% con respecto a su población activa en I trimestre de 2009. El gráfico muestra la tendencia a la estabilidad o el ligero decremento en la tasa de desempleo total en el período comprendido entre el I y el II trimestre de 2009. Sin embargo, la tasa de desempleo del nacional, aunque con una menor aceleración, continuó en incremento en este período.

TE PUEDE INTERESAR:   Las demandas más grandes a las compañías tecnológicas

 

Como puede apreciarse, la crisis económica por la que transita España, aunque está afectando en mayor medida a los extranjeros extracomunitarios que a los nacionales, en términos de desempleo nadie ha quedado exento.

 

Es evidente en la Figura…que en España, en el período que comprendió los dos primeros trimestres de 2009, por primera vez desde el inicio de la crisis no subió el índice de desempleo. En este sentido se generaron en mayo de 2009 alrededor de 25.000 puestos de trabajo. No obstante, no era prudente afirmar que estos datos se correspondían con el inicio de una fase de recuperación, puesto que ya se preveía una tasa de desempleo en 2010 de cerca del 30% en algunas Comunidades Autónomas, es decir, de 4,5 a 5 millones de desempleados.

 

Entre los nacionales, los jóvenes españoles constituyen un sector muy vulnerable. En este sentido es alarmante el hecho de que la mayor tasa de desempleo juvenil de la Unión Europea se observa en España, donde la desocupación asciende al 40,3%, seguida de Estonia (39,8%) y Letonia (39,5%). Se debe resaltar que sólo el 40% de los graduados universitarios españoles desempeña un trabajo acorde a su formación académica. Este porcentaje es diez puntos inferior a la media de los veinticinco países que conformaban la Unión Europea en el 2006. Adicionalmente, la tasa de desempleo de los graduados de nivel superior en España es del 11,5%, más alta que la media europea que se sitúa en el 6,2% (El Correo Digital, 2009).

 

Los problemas de estabilidad laboral afectan a un gran número de nacionales. Así, el 56% de las personas que en 1998 fueron contratadas de manera temporal no ha conseguido todavía un contrato por tiempo indefinido.

TE PUEDE INTERESAR:   LA PUGNA SEXISTA

 

Otros datos relevantes indican que durante 2009, el número de hogares con todos sus miembros empleados cayó en 6,9%, hasta situarse en 9.408.400, mientras que los hogares donde todos sus miembros se encuentran desempleados aumentaron en 47,5%, hasta sumar 1.220.000. En la actualidad, 470.000 hogares (1.000.000 de personas) no reciben ingreso alguno, ni procedente del trabajo ni del sistema de protección social del gobierno (Expansión.com, 2010).

 

Es notable que entre las grandes economías avanzadas, Estados Unidos y España sufrieron profundamente los aumentos más pronunciados del desempleo en relación con los niveles previos a la crisis. Otros países experimentaron aumentos de alrededor de 2½ puntos porcentuales o menos. La reducción rápida de estas tasas de desempleo parece poco probable, ya que, de acuerdo con las proyecciones, las brechas del producto irán cerrándose muy lentamente, a medida que sea notable el fortalecimiento de la política fiscal y el saneamiento del sector financiero. Además, se debe acotar que la recuperación en las actividades que requieren un empleo intensivo es mucho más lenta posterior  a una crisis bancaria o de la vivienda (FMI, 2011).

Es importante destacar también que se estima que alrededor del 40% de los trabajadores españoles no están contentos con su empleo.  Sin embargo, debido a la adversa situación económica vigente, prefieren no cambiar de puesto de trabajo o  de empresa por el temor a no conseguir un trabajo mejor remunerado, o lo que resulta peor, a no encontrar otro empleo. El pavor de estar en paro unido a la falta de motivación, perjudica a los propios trabajadores españoles  y disminuye la productividad laboral. Esta es la situación vigente en España y a la cual están sometidos los inmigrantes y nacionales en el período de la actual crisis económica mundial.

Autor: Moises Bolekia

Deja un comentario