Régimen o Sistema Cambiario

Definición y generalidades

El régimen o sistema cambiario lo constituyen el grupo de políticas adoptadas por la autoridad cambiaria y monetaria de un país, con el fin de intervenir en el nivel de fijación del precio de su moneda con respecto a otras, en función a un modelo cambiario adoptado.

Por otra parte, la tasa, cotización o tipo de cambio, particularmente determina la relación existente entre 2 monedas (países) y constituye el precio de una moneda con respecto a otra o a una cesta de monedas.

El tipo de cambio es determinado por diversos factores, entre los que destaca la relación entre la demanda y oferta de la divisa, a modo de que el país lleve a cabo sus transacciones internacionales.

Generalmente, independientemente del régimen cambiario que posea un país, la moneda de comparación entre ellos es el dólar norteamericano. Esto se realiza para tener un punto de partida y comparación entre las economías tan diversas que existen a nivel mundial.

El dólar, es la moneda que brinda el uso más frecuente de transacciones de una economía con el exterior.

Siempre que se tenga una moneda propia, se puede aplicar un sistema o régimen cambiario.

Tipos de Regímenes Cambiarios

De acuerdo a la flexibilidad del régimen cambiario, se listan a continuación 8 regímenes cambiarios bien diferenciados y encontrados en alguna economía mundial, ordenados del más estricto e intervencionista hasta el menor invasivo por la autoridad monetaria y/o cambiaria:

1. País carente de moneda de curso legal.
Para este tipo de economías, las transacciones se realizan con la moneda legal de otro país.

2. Caja de conversión.
En este sistema cambiario se limita la emisión local de dinero, y se construye una equivalencia fija entre la moneda nacional y la extranjera, haciendo al país susceptible ante cambios de la economía extranjera con la que se realizó la equivalencia de moneda.

3. Sistema de paridad cambiario fija.
En este tipo de sistema cambiario, la autoridad monetaria mantiene el tipo de cambio fijo, a través de intervencionismo constante del mercado cambiario. Inclusive, pudiendo manejar varias paridades fijas para distintos trámites transaccionales.

4. Paridad con fluctuación dependiente de un valor fijo dentro de una banda.
En estos casos, se fija un valor de divisa referencial fijo, el cual periódicamente se revisa y ajusta; y dentro de él, la divisa puede variar dentro de un rango de variación o banda.

5. Ajustes de divisas periódicos de poca variación.
Este régimen cambiario, admite ajustes cada cierto tiempo de la divisa, en función de anticipaciones o fluctuaciones producidas en indicadores cuantitativos, previamente escogidos y definidos.

6. Sistema de fluctuación cambiaria por bandas.
En este sistema cambiario, la autoridad monetaria interviene activamente, a través de variables fijadas por ella, con el fin de conservar la tasa cambiaria entre una banda establecida.

7. Régimen de tipo de cambiario flotante.
En estos casos, la autoridad monetaria influye directamente en el mercado cambiario a través de intervenciones no anunciadas previamente.

8. Sistema cambiario de fluctuación independiente.
Constituye un régimen cambiario donde el juego de la oferta y demanda de la divisa, fija el precio transaccional de la misma, sin intervención directa del gobierno.

Deja una respuesta